miércoles, 2 de enero de 2013

TODO ESTÁ EN SU LUGAR


(…A ti mamá)

Todo está en su lugar. Despereza la aurora
sus matices violetas. El sol alcanza el cenit.
Los rosales florecen, los árboles renuevan
sus hojas lentamente. Se derriten las nieves,
las aguas caudalosas, se alejan de su origen.
Retornan las cigüeñas, los pájaros gorjean.
Las tardes se engalanan de cielos azulados.
El crepúsculo llega tiñéndose de púrpura.
En el orbe transitan estrellas refulgentes.
La luna en su menguante, ilumina la noche
y su humilde belleza, ante ti se despliega. 

Todo está en su lugar. Las sombras de la noche,
avanzan cautelosas. El sueño se apodera
de cuerpos y de mentes, renovando su fuerza,
desplegando sus alas en un vagar sin rumbo
en pos de sus anhelos. Un albor nuevo nace
iluminando el cielo. Las estrellas se ocultan.
En su círculo errante, tras la luna caminan.
Un día renovado, para ti se consagra.
Pero nada sucede, no hay eterno milagro,
ni nubes, ni colores, ni lluvia, mar o río,
no hay luna, sol o nieve, si no lo miras tú.



No hay comentarios:

Publicar un comentario