miércoles, 22 de octubre de 2014

LLEGARÁ UN DÍA


Llegará un día en que mi luz no te ilumine
como lo hace ahora.
Que mi voz no acaricie tus oídos
como hoy lo hace.
Que mis palabras no te conmuevan
como en este instante.
Qué mis ojos no brillen ante tu mirada
y se apaguen.
Que mis besos no te estremezcan,
ni te parezcan tan dulces.
Que tus manos no busquen las mías
como hoy.
Que tu piel apenas se erice
con el roce de la mía.
Entonces…
Cuando el tiempo,
que a veces olvida esos detalles,
sea despiadado conmigo
y los fantasmas del olvido nublen tu memoria.
Busca en tu interior mi imagen,
la misma que ahora
provoca estos sentimientos dentro de ti.
Para que mi recuerdo
se acomode cálidamente al lado de tu alma.

No hay comentarios:

Publicar un comentario