viernes, 24 de febrero de 2017

ABURRIDA

Hoy tus palabras ya me han aburrido,
vete sin miedo a ladrar a otro perro
y no me cuentes que estás muy dolido,
mi corazón has convertido en hierro.

Mi corazón ha muerto en el olvido,
¡largo de aquí! no acudas al entierro.
Estoy harta de haberlo consentido,
adoraré, dorado, a otro becerro.

Tantas mentiras, tantas insolencias
agotan la más fiel de las paciencias.
De ahora en adelante te propongo,

que vayas a otra tonta con tu tongo.
No mandes más notitas, más mensajes,
mi vida ya transita otros paisajes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario